Qué debes saber antes de viajar a Nepal

¿Te atrae Nepal y es una asignatura pendiente? Aquí tienes todo lo que debes saber antes de viajar al país del Himalaya y enamorarte de su gente.

Tipo de viaje

De aventura

Si optas por escalar o hacer trekking por sus montañas. Superar un reto en el Himalaya o en Los Anapurnas es una buena muesca, no solo en tu curriculum aventurero sino como experiencia de vida.

Himalaya desde el cielo

Cultural

El país cuenta con un impresionante patrimonio cultural y religioso, a pesar de los destrozos del terremoto de 2015.

Bhaktapur, en Nepal

De naturaleza

 Valles como Chitwan te permitirán pasear en elefante y avistar tigres y rinocerontes.

De desconexión

Si te gusta la meditación, el yoga y el mundo interior, Nepal es la meca.

Visado

Es necesario contar con visado para entrar en Nepal. Se gestiona directamente en el aeropuerto.

Moneda

Rupia nepalí. 1 euro equivale aproximadamente a 135 rupias nepalíes. El cambio suele oscilar entre las 133 y los 136 rupias. Es tan poca la diferencia que no valdrá la pena que pierdas mucho tiempo buscando el lugar donde te ofrecen el mejor cambio.

Idioma

Nepalí. Las personas que tienen relación con el sector turístico, empleados de hoteles y restaurantes, taxistas y vendedores se defienden en inglés.

Electricidad

220 voltios y enchufes igual que en España. A veces puedes encontrar algunos enchufes de 3 clavijas pero si los utilizas descubrirás que sirven para tus cargadores y dispositivos. El único inconveniente es que a veces se quedan un poco flojos y puede parecer que no sirven pero en realidad sólo deberás tener la precaución de confirmar que el cargador está cumpliendo su función.

Hoteles

En general, los hoteles en Nepal son básicos y, a medida que te adentras en lugares más remotos se incrementa esa característica.  El hotel en el que nos alojamos en Bhaktapur, Thagu Chhen,  debía ser de los poquitos que contaba con baño completo integrado en la habitación.

Gastronomía

Si pienso en la gastronomía de Nepal me vienen a la cabeza momos -empanadillas de carne hervidas, no fritas, que recuerdan a las gyozas japonesas-  y yogur, típico de Bhaktapur, con más consistencia y sabor que el griego pero igual de delicioso. Arroces y sopas de carne y verduras, son otros de los platos típicos del país. La cocina nepalí tiene influencia tibetana, china e india y utiliza mucho las  especias y el picante; sin embargo, en los restaurantes más concurridos sueles tener la opción de solicitarlo not spicy. De hecho, en algunas cartas te presentan el menú con diferentes grados de picante para que elijas.

A los nepalíes les encantan los dulces. Ofrecen versiones golosas de sus típicos momos y podrás encontrar propuestas de bizcochos, galletas y tartas, algunas de ellas internacionales, como el brownie, la tarta de queso o las crepes. Esta oferta la encontrarás en el valle de Katmandú. En cuanto a los precios, resulta muy barato comer en Nepal. De los 10 céntimos de euro que te puede costar un plátano en un puesto callejero a los 15 euros de un menú para dos personas compuesto por una entrada, dos platos principales de carne y pescado con arroz y verduras, dos postres, una botella de agua y un refresco.

Tráfico y conducción

Los nepalíes conducen por la derecha y en las ciudades el tráfico suele ser caótico y con gran abundancia de motos -aunque ni de lejos llega a la locura de Vietnam-. Les encanta tocar el claxon para indicar cualquier maniobra o simplemente para hacerse notar.

Tráfico en Katmandú, Nepal

Centros históricos del Valle de Katmandú

En las ciudades más representativas del valle de Katmandú: Katmandú, Bhaktapur y Patán, deberás pagar para poder acceder a sus centros históricos y descubrir su patrimonio.

centro histórico en el Valle de Katmandú

Comercio

Es la base de su economía. Hay tiendas y puestos de todo tipo por todas partes. Puedes dedicar un tiempo a las compras y a curiosear su artesanía (cerámica, amuletos, joyería,…) y tradiciones (desde ofrendas y objetos para el culto a venta de pollos y patos vivos para conmemorar las fiestas religiosas).

Y ahora que ya sabes la información más relevante de Nepal, te propongo algunas razones para conocer este país.

Destino sin explotar

Un diamante en bruto. Nepal es un destino sin explotar donde en numerosas ocasiones percibirás sensaciones auténticas, como en pocos destinos que conozcas. No es el primer mundo pero no tienes sensación de pobreza, inseguridad ni miedo.

Nepal es un destino sin explotar

Su gente

Su gente y su amabilidad. Los nepalíes son gente afable y tranquila. Te recibirán risueños con un namaste, que encierra mucho más que un hola y cada vez que te cruces con alguien te dedicarán al mínimo un gesto de cabeza y una sonrisa.

Diversidad

En pocos lugares experimentarás un cambio tan grande en un mismo país, con solo una diferencia de un par de horas, a veces de mucho menos. Del caos más absoluto a la tranquilidad total; del patrimonio de sus ciudades a la quietud de las montañas, y todo ello, rodeado del misticismo de la religión, también caracterizada por su pluralidad.

Contribución económica

Viajando a Nepal ayudarás a la economía local y contribuirás a que los tesoros arquitectónicos que con el tiempo y, sobre todo, como consecuencia del terremoto del año 2015, vuelvan a convertirse en lo que fueron un día.

Festivales religiosos

Nepal cuenta con un extenso calendario de fiestas religiosas. Todos los meses se celebra alguna festividad así que es más que probable que tu visita coincida con una de ellas. Podrás vivir en primera persona cómo se engalanan para el evento, rezan, procesionan, cantan y también disfrutan del ocio de una forma muy intensa.

Motivos para viajar a Nepal: festivales religiosos

Destino barato

Una vez resueltos los vuelos, que suponen la mayor inversión, el alojamiento, la comida, el transporte y los accesos a los lugares de interés se adaptan perfectamente a un presupuesto ajustado.

Compras

Ropa y accesorios de montaña, prendas de lana, artesanía religiosa, pinturas,… Las compras, buenas, bonitas y baratas también constituyen uno de los motivos para viajar a Nepal.

 

 

Muchas gracias por leerme. Si quieres compartir:

Suscríbete a mi newsletter

* campos requeridos

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *