Mis destinos preferidos (II)

La semana pasada te anunciaba cuales eran mis destinos preferidos. Hoy sigo con la lista para completar el top ten.

Rincón romántico. Verona, Italia. Sí, ya se que es un topicazo y que los únicos originales fueron en su día Romeo y Julieta pero es que Verona es para enamorarse. De tu pareja, del que se te queda mirando mientras paseas por sus calles, del amor, de la ciudad, de TODO… Puedes obviar la tumba de Romeo y Julieta porque ni es bonita, ni romántica ni tiene ningún interés, pero disfruta de cada rincón de la ciudad y enamórate, una vez más.

Destinos preferidos. Verona

Destino que más me ha impresionado. Varanasi, India. Los gaths, las ofrendas nocturnas del Ganges, los santones, los crematorios a la orilla del río, los mercados, los colores, los olores,… Todo en Varanasi es único e indescriptible. Yo lo amé desde el momento en que puse el primer pie en la ciudad y comenzó a invadir mis sentidos, a veces de forma brutal y por eso hay gente que no puede con este destino. Si quieres saber más sobre esta ciudad única, te recomiendo pinchar en Indescriptible Varanasi

Destinos preferidos. Varanasi

Paz interior. Templo Ryoanji, Kyoto, Japón. Cierra los ojos e imagínate un sitio donde el silencio y la serenidad cubren cada poro de tu piel como si fuera una película, ligera y transparente. Ahora ábrelos. Estás en un templo zen, sencillo, sin estridencias. Un templo budista de suelos de madera, con un patio interior, rodeado de un jardín único, mágico y encantado, con un enorme lago donde algunos patos lo recorren con cadencia musical. Eso es Ryoanji y su jardín de piedra, declarado Patrimonio de la Humanidad en 1994. Si lo visitas un poco antes del horario de cierre, estarás prácticamente sol@, aunque sea temporada alta, y podrás experimentar todas estas sensaciones. Único, de verdad.

Destinos preferidos. Kyoto

Antiguas civilizaciones, Angkor, Camboya. Descubiertos a finales del siglo XVI, los templos de Angkor representan el mayor patrimonio cultural y artístico de este país del sudeste asiático. La naturaleza que los rodea constituye un elemento clave para realzar su belleza, si bien es cierto que será esta la que acabe destruyéndolos. Raíces gigantes, musgos y vegetación en general, hacen de algunos de estos templos, como Bayon y Ta Prohm, de una belleza inigualable. ¿Hasta cuando se mantendrán en pie?

Destinos preferidos. Angkor

Por último, ocupando el número 10 de mis lista de destinos preferidos pero no por ello menos importante. El mejor destino, como no, siempre es EL PRÓXIMO.

Nos vemos en cualquier destino, o al menos, aquí. Hasta pronto.

Muchas gracias por leerme. Si quieres compartir:

Suscríbete a mi newsletter

* campos requeridos

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.